Oficialmente, el modelo con el que se consiguió esta marca tiene una autonomía de hasta 420 kilómetros (WLTP). Esta marca fue superada por más de 100 kilómetros -un aumento del 26%-. El vehículo es un modelo de serie ID.3 Pro Performance, con una batería de 58 kWh construido en la fábrica de coches eléctricos de Zwickau.

El trayecto a Suiza consistía enteramente en carreteras públicas y autopistas, pasando por ciudades como Bayreuth y Ulm. El vehículo que batió el récord fue conducido por el “hypermiler” Felix Egolf, nativo de Suiza. El término “hypermiling” se originó en los Estados Unidos y se refiere a la conducción de un vehículo de producción en serie con técnicas que maximizan la eficiencia y minimizan el consumo.

“Este coche lo tiene todo, es compacto pero espacioso, tiene un diseño fresco, casi futurista y un bajo coeficiente de arrastre”, dijo Egolf después de llegar a Schaffhausen. El viaje que batió el récord no puede compararse exactamente con los viajes diarios, pero demostró la practicidad diaria del ID.3. “Con su batería de alto voltaje, su eficiente transmisión y su rápida capacidad de carga, incluso los viajes largos no son un problema”, dijo Reinhard de Vries, Director General de Tecnología y Logística de Volkswagen Sachsen. “Este es también un fuerte mensaje para el equipo de Zwickau y para todo el equipo de ID.”

Aparte de la tecnología, la carrera por batir récords depende sobre todo de un estilo de conducción económico. En este caso, Felix Egolf levantaba constantemente el pie del acelerador dejando que el ID.3 se desplazara usando la inercia. En los tramos de autopista del viaje, a veces utilizaba el rebufo de los camiones que viajaban delante de él. El peso, por otro lado, no era el ideal: el peso adicional del cámara más el equipo técnico llevó la carga útil total a unos 250 kilos. Además, los consumidores auxiliares como el navegador, las luces de circulación diurna, la radio y la ventilación funcionaban de forma temporal o permanente. Sin embargo, el consumo de energía era de apenas 10,9 kWh/100 km. El índice de consumo estandarizado del ID.3 es de 15,4-14,5 kWh/100 km.

El 44% del viaje récord se realizó en autopistas y el 56% en carreteras secundarias. La velocidad media fue de 56 km/h. Felix Egolf completó el viaje de Zwickau a Schaffhausen en aproximadamente nueve horas. El vehículo que marcó el récord fue un ID.3 1st Pro Performance con una batería de 58 kWh y 204 CV.

El ID.3 está construido en la fábrica de coches eléctricos de Zwickau y es el primer miembro de la familia ID totalmente eléctrico de Volkswagen. La planta de Sajonia juega un papel clave en el cambio del sistema a la movilidad eléctrica: por primera vez, una gran planta de fabricación de coches se está convirtiendo completamente a la e-mobility, con inversiones de unos 1.200 millones de euros. Todos los trabajos de conversión se completarán según lo previsto este año. En 2021, el primer año de producción completa como fábrica de vehículos eléctricos, unos 300.000 vehículos eléctricos basados en la plataforma modular de propulsión eléctrica saldrán de la planta de Zwickau. Por lo tanto, el sitio se convertirá en la fábrica de coches eléctricos más grande y eficiente de Europa y una pionera en la transformación de la red de producción global de Volkswagen.

VOLKSWAGEN ID.3, consigue recorrer 531 km con una sola carga

Categoría: ActualidadEléctricoSegmento
0

Únete a la discusión

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.