Renault renueva toda su gama Mégane: berlina, Sport Tourer, R.S. Line, R.S. y R.S. TROPHY, con más tecnología y presenta un nuevo motor híbrido enchufable: El nuevo Mégane E-TECH Plug-in con una autonomía entre 50 y 65 km. El nuevo Mégane, fabricado en la factoría de Palencia, en España, se comercializará a partir del verano de 2020.

El nuevo Mégane, aún más tecnología

El nuevo Mégane ofrece un puesto de conducción renovado y modernizado, con nuevas pantallas de 9,3 pulgadas para el sistema multimedia integrado y de 10,2 pulgadas para el tablero de bordo. Asimismo, disfruta de todas las ventajas del sistema multimedia Renault EASY LINK, cuyo funcionamiento se basa en los códigos y usos del smartphone, y es ahora más ergonómico y funcional para ofrecer una tecnología fácil de usar.

Con objeto de reforzar la seguridad y la comodidad de todos, aparecen nuevas ayudas a la conducción, como el asistente para tráfico y circulación en autopista, sistema autónomo de nivel 2 que aporta comodidad y tranquilidad al volante.

El nuevo Mégane gana en elegancia y refinamiento, e incorpora principalmente nuevos faros LED Pure Vision para mejorar la visibilidad y el confort en los trayectos. Con ello, el Mégane refuerza su diseño y las líneas dinámicas que le convirtieron en todo un éxito.

El nuevo Mégane E-TECH Plug-in, motor híbrido enchufable para una experiencia de conducción única

Renault, pionero y experto en movilidad eléctrica, incluye en el nuevo Mégane el motor híbrido enchufable E-TECH Plug-in 160 CV. Este motor se basa en una tecnología inédita que se centra en la recuperación de energía y se inspira directamente en nuestra experiencia en Fórmula 1. La tecnología E-TECH Plug-in ha sido desarrollada por el equipo de ingeniería Renault y es objeto de más de 150 patentes. Utiliza elementos diseñados en la Alianza, como su motor de 4 cilindros gasolina de 1,6 litros de nueva generación, junto a dos motores eléctricos y una innovadora caja de velocidades multimodo. Esta transmisión de “crabot” sin embrague da lugar a un rendimiento excelente y cambios de marcha apenas perceptibles.

2020 – Nouvelle Renault MEGANE E-TECH Plug-in

Gracias a su batería con capacidad de 9,8 kWh (400V), el Mégane E-TECH Plug-in puede circular en modo 100 % eléctrico hasta a 135 km/h. La eficacia de su sistema de gestión de energía le permite obtener una autonomía de 50 kilómetros en ciclo mixto (WLTP*) y hasta 65 kilómetros en ciclo urbano (WLTP* City) sin utilizar el motor térmico. De este modo, el Mégane E-TECH Plug-in demuestra su versatilidad. Puede funcionar sin consumir carburante en trayectos cotidianos, y es perfecto para salir el fin de semana o de vacaciones con trayectos largos. Con independencia del nivel de carga de la batería, el Mégane E-TECH Plug-in disfruta de las ventajas principales del sistema híbrido E-TECH: utilización sistemática del motor eléctrico al arrancar para lograr mayor reactividad y reducir el consumo.

El motor E-TECH Plug-in, disponible en el lanzamiento en Nuevo Mégane Sport Tourer, se ofrecerá en la versión berlina más adelante.

El nuevo Mégane R.S. Line, nueva firma de diseño

La firma R.S. Line aparece en la familia Mégane sustituyendo a la antigua GT Line. Con un contenido más avanzado y variado, R.S. Line es más que un simple cambio de nombre. Su diseño exterior y su habitáculo adoptan una imagen más deportiva para responder a las expectativas de una creciente cartera de clientes que busca diferenciarse por un diseño dinámico.

El nuevo MEGANE R.S., referencia de deportividad

Las versiones deportivas del Mégane, con la etiqueta R.S., se han convertido en berlinas deportivas de referencia, principalmente la R.S. TROPHY-R, que en 2019 consiguió un nuevo récord de vuelta en el célebre circuito de Nürburgring. Para renovarse, El Mégane R.S. adopta una gama centrada en el motor 1,8 turbo con inyección directa de 300 CV (220 kW), al igual que en la versión TROPHY. Dicho motor proviene de las sinergias de la Alianza y está presente también en el Alpine A110. Además, el par aumenta y pasa a 420 Nm (+30 Nm) en caja EDC y a 400 Nm en caja manual. Este incremento de potencia se traduce en aceleraciones mejoradas, también a altas revoluciones, mientras que el par (uno de los mejores de la categoría) aporta un disfrute y placer de conducción excelentes.

El chasis Sport 4CONTROL ofrece la máxima agilidad en curvas cerradas, así como estabilidad en curvas rápidas. Un nuevo R.S. Monitor permite visualizar numerosos parámetros del vehículo en tiempo real.

El nuevo MEGANE R.S TROPHY, imagen aún más deportiva

El nuevo Mégane R.S. TROPHY, referente de las berlinas de muy alto rendimiento, está pensado para la pista. Se diferencia principalmente por su exclusivo chasis Cup, asociado al motor 1,8 turbo de 300 CV. El chasis Cup se caracteriza por un diferencial mecánico Torsen con deslizamiento limitado para mejorar la entrada en la curva y la tracción al salir de esta. Dispone de amortiguadores y muelles de suspensión cuya rigidez aumenta un 25 % y un 30 % respectivamente, y una barra estabilizadora cuyo tarado aumenta en un 10 % con respecto a Mégane R.S.

GAMA DE MOTORES

Motor de gasolina 1.3 TCe

En gasolina, el nuevo Mégane cuenta con el motor 1.3 TCe de la Alianza, equipado con un filtro de partículas. Está disponible en versión 115, 140 y 160 caballos, además de en versión económica de 100 caballos para cumplir con todas las expectativas. Las versiones 100 y 115 caballos están asociadas exclusivamente a una transmisión manual de 6 relaciones. La versión 140 caballos deja la posibilidad de elegir entre una caja de velocidades manual de 6 relaciones y automática de doble embrague EDC con 7 relaciones, mientras que la versión 160 CV estará disponible con caja automática de doble embrague EDC de 7 relaciones.

El nuevo Mégane se propondrá también a finales de año con el motor 1.0 TCe de la Alianza en una versión eficiente de 120 caballos con transmisión manual, optimizada para limitar el consumo y las emisiones de CO2.

Motor diésel 1.5 Blue dCi

En Diésel, el Mégane propone dos versiones de la motorización Blue dCi 115, adaptada a las nuevas normas de anticontaminación con la integración de un sistema de reducción catalítica selectiva (SCR): 95 CV con caja manual de 6 relaciones en versión económica y 115 CV con caja manual de 6 relaciones o caja automática de doble embrague de 7 relaciones para quienes recorren muchos kilómetros.

Asistente a la conducción semiautónoma

El asistente a la conducción semiautónoma es la combinación del regulador de velocidad adaptativo (con función Stop & Go) y la asistencia al centrado en el carril. Activo de 0 km/h a 160 km/h, este equipamiento está disponible en vehículos con caja automática EDC. El asistente regula la velocidad del vehículo y mantiene las distancias de seguridad con el vehículo que lo precede garantizando el centrado en el carril. Esta ayuda a la conducción, especialmente útil cuando el tráfico es denso y en autopista, permite al  Mégane detenerse y volver a arrancar de manera automática tras un periodo de 3 segundos sin acción del conductor.

El asistente a la conducción semiautónoma, prestación de autonomía de nivel 2, aumenta de forma sustancial el confort de conducción. Sin embargo, requiere que las manos se mantengan sobre el volante, y la mirada, en la carretera. Este asistente estará disponible junto con los motores TCe 140 y 160 EDC FAP, y con el motor E-TECH Plug-in.

Función Stop & Go en regulador adaptativo

Al regulador de velocidad adaptativo, presente ya en Mégane, se suma ahora una función Stop & Go, disponible con los motores TCe 140 y 160 EDC FAP. En los atascos, en caso de tener que parar por completo, el sistema puede detener el vehículo con total seguridad y volver a arrancarlo en un plazo de 3 segundos cuando la circulación se reanude.

Frenada activa de emergencia

La frenada activa de emergencia se refuerza con la detección de peatones. Maximiza la seguridad alertando al conductor de una situación peligrosa y puede activar el frenado si el conductor no reacciona.

Alerta de ángulo muerto

Gracias a una nueva tecnología de sensores, la alerta de ángulo muerto amplía su alcance y detecta con más precisión los vehículos que se encuentran cerca con independencia de las condiciones climáticas. Asimismo, permite detectar vehículos próximos a la salida de un aparcamiento.

Alerta de salida de carril y asistente de centrado en carril

La alerta de salida de carril, presente ya en la gama Mégane, es ahora más eficaz y se completa con el asistente de centrado en el carril. Ambas funciones combinadas, activas en trayectos por carretera a partir de 60 km/h, avisan al conductor e incluso corrigen la trayectoria en caso de que el vehículo se disponga a sobrepasar una línea sin utilizar previamente el intermitente.

Alerta de somnolencia

Disponible a partir del segundo nivel de equipamiento, la alerta de somnolencia detecta la fatiga del conductor a partir de los movimientos del volante, y le envía una señal sonora y visual para incitarle a hacer una pausa.

Las ayudas al aparcamiento, como los sensores y la cámara de marcha atrás o Easy Park Assist, el regulador / limitador de velocidad, el interruptor automático de las luces de carretera y el reconocimiento de la señalización siguen estando presentes en la gama Mégane.

GALERIA

Renault Megane 2020, más equipamiento y una versión PHEV

Categoría: CompactoDeportivoFamiliarNovedadesSegmento
0

Únete a la discusión

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.