Diseño

El Alfa Romeo Stelvio ya cuenta con un aspecto muy fuerte y distintivo, que es aún más característico en el caso del Stelvio Quadrifoglio, con soluciones elegidas para crear un estilo aún más deportivo y adaptarse a las características técnicas específicas del vehículo. El frontal del Stelvio Quadrifoglio es una mezcla perfecta de seducción y proporciones enérgicas, que transmite un fuerte mensaje de agresividad y potencia. La parrilla es original en estilo, con las familiares ranuras alrededor de la rejilla en forma de escudo, junto con la superficie “musculosa” y el motivo “trilobulado” con tomas de aire del intercooler en el lateral. El emblemático e inmediatamente reconocible motivo “trilobulado” y todas las demás partes específicas de esta versión han sido diseñadas para formar un todo único, encarnando los valores más profundos de la marca, resumidos en una simple frase de dos palabras, casi una declaración de principios: “Belleza necesaria”.

La vista lateral cuenta con el toque del famoso trébol de cuatro hojas “Quadrifoglio” en la aleta. Las dimensiones generales no son particularmente grandes: 470 cm de largo, 168 cm de alto y 216 cm de ancho, con proporciones compactas que transmiten dinamismo y fuerza. Esta sensación se ve acentuada por los pasos de rueda y el uso generalizado del color de la carrocería, lo que aumenta la impresión de un vehículo firmemente anclado al suelo. Los terminales de escape también dan la impresión de unirse a las ruedas de gran tamaño, de 20″ de aleación bruñida, con diferentes neumáticos en la parte delantera y trasera (una exclusiva para esta clase), y de dirigir la mirada hacia la carretera.

Así pues, los volúmenes en la composición visual del vehículo se han elegido en parte como respuesta a las necesidades estructurales, pero su estilo y diseño no son meramente consideraciones estéticas, sino que respaldan factores cruciales que incluyen la aerodinámica, la velocidad, la potencia y la maniobrabilidad. Esto también se refleja en el capó con tomas de aire estructurales para permitir la ventilación del compartimento motor, en los faldones deportivos y en los enormes pasos de rueda, todos del color de la carrocería, y en los cuatro terminales de escape.

 

PRUEBA: ALFA ROMEO STELVIO Quadrifoglio. Espíritu deportivo

Categoría: 4x4DeportivoPortadaPruebasSegmentoSUV-C
0

Únete a la discusión

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.