Diseño

Gracias al nuevo lenguaje de diseño de Audi, el A8 presenta unas líneas que aportan frescura a la cuarta generación de la berlina de lujo. La nueva parrilla Singleframe, los faros o la rediseñada zaga del Audi A8 son sólo algunos ejemplos que clarifican esta renovación. La versión estándar tiene una distancia llega a los 5,17 metros de largo, mientras que la el A8 L aumenta esa cifra en 13 centímetros.

El paquete exterior deportivo cuenta con un nuevo elemento de diseño en la zona inferior del frontal, por debajo de la parrilla Singleframe, exclusivo para el Audi A8, que otorga al buque insignia un aspecto visual más poderoso. Los contornos de las entradas de aire están más definidos, mientras que la rejilla de panal de abeja y una columna vertical definen su estructura interna. Los faldones laterales se ensanchan a medida que se aproximan a los pasos de rueda.

El paragolpes trasero rediseñado integra una inserción con forma de rombo y un difusor claramente diferenciado. A los lados y en la parte posterior, una tira de aluminio recuerda el diseño del splitter frontal, y sirve a la vez como borde inferior de la carrocería. Los clientes pueden solicitar el paquete exterior deportivo con un precio de 2.382 euros para el Audi A8 50 TDI. El lanzamiento de este equipamiento coincide con la introducción del ya conocido color de carrocería gris Daytona para el gran sedán de lujo.

Interior y vida a bordo

En marcha

Acabados y equipamiento

Conclusión

Galería

PRUEBA: Audi A8 TDI Mild Hybrid. 286 CV y etiqueta ECO

Categoría: 4x24x4Berlina grandeBerlina LujoPortadaPruebasSegmento
0

Únete a la discusión

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.