Cuatro materiales diferentes para la carrocería del nuevo Audi A8

Para la nueva generación del Audi A8 se utilizará por primera vez una combinación de cuatro materiales en la estructura de su carrocería, más que en ningún otro modelo de producción hasta la fecha.

En términos totales, el componente más grande que conforma la célula del habitáculo del nuevo Audi A8 es un panel trasero de alta resistencia y gran rigidez torsional realizado en CFRP, que contribuye en un 33% a la rigidez torsional del vehículo. En la fabricación de este panel se colocan entre seis y diecinueve capas de fibras de cara a soportar las cargas. Estas capas están formadas por cintas de 50 mm de anchura que pueden colocarse  formando cualquier ángulo y con un recorte mínimo. El proceso de estratificación en capas de las fibras permite prescindir del paso intermedio normalmente necesario a la hora de fabricar paneles completos de fibra de carbono. Utilizando otro proceso también de nuevo desarrollo, el panel resultante se cubre con resina epoxi y se somete a un proceso de curación que dura apenas unos minutos.

La estructura de la célula de habitabilidad que conforma el habitáculo está realizada con una combinación de componentes de acero de alta resistencia, que comprenden la sección inferior del mamparo delantero, los travesaños laterales, los pilares B y la sección delantera del techo. Algunos de estos elementos de chapa metálica se fabrican a medida en diferentes espesores, mientras que otros se someten a un tratamiento térmico parcial. Esto reduce el peso y aumenta la resistencia, principalmente en áreas del vehículo que resultan particularmente críticas para la seguridad. Los componentes de aluminio en forma de nodos fundidos, paneles y perfiles extruidos constituyen la mayor parte de la estructura de la carrocería del nuevo Audi A8, con un 58%.

Completando la combinación de materiales empleada se encuentra la viga de refuerzo de magnesio, que en comparación con el modelo anterior permite un ahorro de peso del 28%. Pernos de aluminio aseguran la conexión con las torretas, contribuyendo a garantizar una alta rigidez torsional. En caso de colisión frontal, las fueras generadas se distribuyen a tres elementos de absorción de impactos en la zona delantera.

Cuatro materiales diferentes para la carrocería del nuevo Audi A8

Categoría: Actualidad
0

Únete a la discusión

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.