Mortara en Nürburgring

Marco Wittmann salva los muebles en una carrera en la que Edoardo Mortara fue el mejor, tanto en la pista como en la estrategia.

Lucas Auer, que partió desde la ‘pole position’, defendió bien el liderato en una salida en la que Marco Wittmann estaba al acecho. La salida fue limpia en las plazas delanteras pero no así en las traseras. Miguel Molina tuvo una mala salida, con la que perdió alguna posición. Por el contrario, Dani Juncadella, el otro piloto español, mantuvo la 9ª posición.

Delante no se produjeron cambios de posiciones y era Auer quien marcaba el ritmo ante un Wittmann que se limitaba a seguir al piloto de Mercedes-AMG. Detrás de él, Bruno Spengler hacía las veces de escudero al bloquear los coches que se iban a cercando. Sin embargo el gran tapón de la carrera lo protagonizó Augusto Farfus. El piloto brasileño se vio acosado por varios pilotos, incluso cuando realizó el cambio de neumáticos.

Al volver al pit lane, ya con nuevas gomas, cometió un ‘unsafe release’ con el que se ganó un ‘stop & go’ de 10 segundos. Esto enterró todas las opciones de Farfus por conseguir un buen resultado. Las paradas en boxes continuaron y Auer y Wittmann ingresaron a la vez. Ambos decidieron llevar una misma estrategia. Por el contrario, Mattias Ekström y Edoardo Mortara buscaron retrasar su parada.

Mortara, que lideraba la prueba, cambió de neumáticos y volvió a pista entre los dos contendientes por la victoria: Auer y Wittmann. Con neumáticos nuevos, no le fue difícil adelantar a Auer y poner tierra de por medio para caminar en solitario a por una nueva victoria. Auer se conformó con la 2ª posición y Wittmann tuvo que sufrir para subir al podio ya que Ekström llegaba con un ritmo muy alto. Pero el piloto sueco de Audi no pudo adelantar al actual líder del campeonato.

Tras el fin de semana en Nürburgring, Wittmann mantiene el liderato con una cómoda ventaja gracias a las dos malas carreras de Robert Wickens. Mortara, por su parte, se supera a Jamie Green, quien no pudo terminar la carrera en zona de puntos. Con tan sólo cuatro carreras por delante, queda todo por decidir en un campeonato en el que Wittmann es el claro favorito.

Una carrera de lo más accidentada

Motorsports: DTM race Nuerburgring

Los incidentes comenzaron ya en el inicio de la prueba. Paul Di Resta no pudo evitar tocar a Timo Glock en la primera curva. Tras esto, el piloto escocés pinchó y rompió su dirección, por lo que se vio obligado a abandonar. Esa primera curva fue la protagonista de más colisiones. Jamie Green tocó a Gary Paffett cuando salía del ‘pit lane’, acción que le costó una penalización.

Dentro del pit lane también hubo algunos incidentes. Farfus no fue el único que hizo una salida del box un tanto arriesgada. Felix Rosenqvist colisionó con el BMW de Martin Tomczyk. Una acción peligrosa que terminó con Tomczyk superando al joven piloto de Mercedes-AMG en la salida del ‘pit lane’. Ya en pista. Timo Scheider volvió a ser protagonista en una desafortunada acción en la que colisionó repetidas veces con Wickens. Sin embargo, esta acción no supuso ninguna penalización para Scheider.

Nuestros videos

Mortara se alía con la estrategia para vencer en Nürburgring

Categoría: CompeticiónDTMPortada
0

Únete a la discusión

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.