Llega con 315 CV de potencia combinada.

Lo habían presentado como concept y lo habíamos visto en fase de desarrollo. Ahora, ya está aquí el BMW X5 xDrive40e, el gran rival del Audi Q7 e-tron quattro y del Volvo XC90 T8.

No estamos ante un modelo trivial, ni mucho menos. De hecho, el BMW X5 xDrive40e es el primer híbrido enchufable, o plug-in hybrid, que la marca bávara presenta fuera de la gama “i”.

BMW ha optado por un pequeño bloque de 4 cilindros y 2 litros de capacidad equipado con la tecnología turbo TwinPower Turbo. Este motor produce 245 CV de potencia y un par motor de 350 Nm. Por otro lado, el motor eléctrico, compuesto por baterías de iones de litio, entrega 115 CV de potencia y un par motor de 250 Nm. La potencia de la que dispone el X5 xDrive40e cuando ambos motores funcionan de forma conjunta es de 315 CV, siendo el par motor de 450 Nm.

Aunque este coche no ha sido desarrollado para ser un SUV prestacional como pueda ser el BMW X5 M, sí que tiene unas prestaciones destacables para un coche cuyo peso en vacío es de 2.230 kg. Acelera de 0-100 km/h en 6.8 segundos y su velocidad máxima está limitada a 210 km/h.

Eso sí, la velocidad máxima disminuye a 120 km/h cuando se circula en modo eléctrico y su autonomía es de 31 km en este modo de conducción.  Si por algo ha querido BMW que destacara este vehículo es por su consumo. El consumo medio que este SUV ha homologado es de 3.3 l/100 km.

La caja de cambios que utiliza este BMW X5 xDrive40e es la Steptronic de 8 velocidades. Esta caja de cambios ofrece una mayor eficiencia y aprovecha al máximo las prestaciones de ambos motores. Además, está complementada por el botón eDrive.

Este botón permite regula el tipo de potencia (eléctrica o combinada) que llegan a las 4 ruedas a través de la tracción total inteligente BMW xDrive. A ello hay que añadir el sistema Driving Experience Control que permite escoger entre tres modos de conducción: COMFORT; SPORT y ECO PRO.

Al contrario que ocurre en muchos híbridos, el tamaño del maletero no se ha reducido drásticamente. ¿Cómo lo ha conseguido BMW? Han instalado las baterías del motor eléctrico bajo el depósito. Así, la capacidad mínima que ofrece es de 500 litros (150 litros menos que el BMW X5 estándar). Abatiendo los asientos podemos ver aumentar la capacidad hasta los 1.720 litros.

El tiempo de carga ha sido otro de los focos importantes en el trabajo de los ingenieros de BMW ya que buscaban reducir al máximo la espera. Así, una carga completa se produce en 3 horas y 50 minutos en una toma de corriente doméstica. Utilizando el BMW i Wallbox, la carga completa del motor eléctrico se produce en 2 horas y 45 minutos.

Pero no todo es técnica en este coche. También tiene algunos detalles exclusivos como los nuevos paragolpes o las llantas de 18 pulgadas que vienen acompañadas por unos neumáticos 255/55 R18. A ello hay que añadir las opciones de personalización que ofrece el programa BMW Individual o elpaquete deportivo BMW M Sport.

BMW hará debutar a este X5 xDrive40e en el Salón de Nueva York mientras que su producción se llevará a cabo en la planta de Spartanburg, en Carolina del Sur, Estados Unidos.

BMW ya tiene su X5 híbrido enchufable

Categoría: 4x4Híbrido Plug-inPortadaSegmentoSUV
0

Únete a la discusión

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.