Será fabricado en Rüsselsheim.

La marca alemana ha confirmado la producción de un SUV grande a finales de esta década y la llegada de nuevos motores y transmisiones.

Mary Barra, presidente y consejera delegada de General Motors, ha anunciado unas importantes inversiones en la planta de Rüsselsheim. Para la llegada de este nuevo SUV se invertirá 250 millones de euros mientras que para la producción de nuevos motores y transmisiones se han destinado más de 500 millones de euros a las plantas de Rüsselsheim, Kaiserslautern y Tychy (Polonia).

Todo esto se desarrollará de aquí a finales de la presente década, siendo 2019 el año más probable para la llegada de ese SUV grande que Opel quería, y tendrá, para tener, además del Insignia, otro estandarte dentro de la marca.

Este gesto por parte de GM al invertir una gran cantidad de dinero en Opel ha sido interpretada por la marca como algo positivo ya que tras los rumores de venta hace unos años, parece que desde Detroit apoyan a su marca europea y quieren reforzar su posición dentro del delicado mercado europeo.

Opel confirma un nuevo SUV grande

Categoría: ActualidadSegmentoSUV
0

Únete a la discusión

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.