Con cambio manual o automático DKG, ambos cuestan 98.500 euros.

El nuevo M4 Cabrio es el descapotable de quinta generación que prolonga la tradición de los coches deportivos de altas prestaciones aptos para los circuitos o para el tráfico urbano.

El nuevo BMW M4 Cabrio ya está a la venta aunque las primeras unidades no se entregarán hasta el próximo 6 de septiembre de 2014. Su precio es de 98.500 euros, indistintamente para la versión con cambio manual de seis velocidades o para la versión con cambio automático DKH.

Su equipamiento de serie, entre otros elementos, incluye techo duro retráctil, tapicería de cuero Merino, sistema de acceso confort, espejos retrovisores interiores y exteriores anti deslumbramiento y de plegado eléctrico, ajuste eléctrico de los asientos delanteros y con memoria para el conductor, faros bi-xenon, PDC delantero y trasero, asistente de luz de carretera, sistema de navegación Professional, BMW Head Up display, llamada de emergencia inteligente y sistema de manos libre Bluetooth + USB.

El BMW M4 Cabrio recurre al mismo motor que se usa en la M3 Berlina y en el M4 Coupé, es decir, el nuevo propulsor de seis cilindros en línea con tecnología M TwinPower Turbo y capaz de subir hasta altas revoluciones. El motor de 3.000 cc tiene una potencia máxima de 431 CV, disponible a lo largo de un amplio margen de revoluciones. El par motor máximo es de 550 Nm. Considerando estos datos, el BMW M4 Cabrio es capaz de acelerar de 0 a 100 km/h en 4,4 segundos si está equipado con la caja de cambios M de siete marchas y doble embrague.

Al igual que en la berlina BMW M3 y en el BMW M4 Coupé, también en el BMW M4 Cabrio se ha aplicado técnicas y materiales de construcción ligera, como el capó del motor y las aletas delanteras que son de aluminio. Además, numerosos componentes del chasis también son de este metal. En muchas zonas del nuevo BMW M4 Cabrio se utilizan plásticos reforzados con fibra de carbono (CFRP), un material extremadamente rígido y, a la vez, sumamente resistente.

Por ejemplo, el árbol de transmisión es de CFRP. Por esta razón, es de una sola pieza, lo que permite ahorrar una cantidad considerable de peso y, además, reduce las masas giratorias. La barra de torretas fabricada también en CFRP está montada en el vano motor y apenas pesa 1,5 kilogramos, pero es más rígida que una barra comparable de aluminio. Esta barra contribuye de forma fundamental al comportamiento del coche en curvas ya que la rigidez de la carrocería no es la misma al carecer de techo fijo.

El interior de la capota rígida abatible de tres partes del nuevo BMW M4 Cabrio está revestido, para mejorar su aislamiento acústico y ofrecer un buen aislamiento térmico durante el invierno. La capota puede abrirse en 20 segundos, incluso cuando el coche está en movimiento a una velocidad de hasta 18 km/h.

El BMW M4 Cabrio tiene un equipamiento de serie muy completo, pero el cliente puede adquirir numerosos equipos opcionales para mejorar la estética, el dinamismo y el confort de su automóvil. Los equipos ofrecidos por BMW Individual permiten conferirle al coche una personalidad muy propia y exclusiva, para disfrutar aún más de la conducción. Los colores y los materiales especiales pueden adaptarse perfectamente a las preferencias del cliente.

[flickr-gallery mode=”photoset” photoset=72157643378044533]

El BMW M4 Cabrio, ya disponible

Categoría: CabrioCoupéPortada
0

Únete a la discusión

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.