El coupé compacto, transformado en SUV de cuatro puertas.

Es un nuevo estudio de diseño, que usa al nuevo Audi TT como base para expresar la deportividad como un SUV, provisto de un sistema de propulsión híbrida enchufable con 408 CV, un consumo medio de 1,9 l/100 km, y autonomía en modo eléctrico de 50 km.

Audi presenta el TT offroad concept en el Salón del Automóvil de Pekín, un SUV de cuatro puertas combinado con el diseño de la tercera generación del coupé TT y equipado con un sistema de propulsión híbrido enchufable con dos motores eléctricos y un sistema de recarga sin cables.

El diseño de la parte delantera muestra los rasgos inequívocos de Audi, con la ancha parrilla Singleframe, que incorpora los cuatro aros, y dos cortes en la parte inferior. Cuenta con las delgadas láminas típicas de los modelos e-tron de Audi. Los faros equipan tecnología «Matrix LED» y, bajo ellos, se encuentran unas grandes entradas de aire divididas con láminas. Una tercera entrada de aire debajo de la parrilla une las dos anteriores, con un «blade» que incrementa el empuje descendente en el eje delantero.

Pero, es en el lateral donde más se aprecian los rasgos que lo vinculan con el nuevo Audi TT, como los voladizos cortos, la franja acristalada en las ventanillas, la línea de la superficie acristalada o la del techo con su caída pronunciada hacia el portón del maletero. Como en los modelos «allroad» los pasos de ruedas y la parte inferior de la carrocería cuenta con molduras de color gris, con el detalle de la talonera con la inscripción «quattro».

En la parte trasera, el paragolpes escalonado alberga dos salidas de escape esféricas, a la vez que un «blade» con una inscripción «quattro» los une entre sí y genera un efecto visual de anchura.

La carrocería se ha pintado en color «Amarillo Sonora» y las llantas de aluminio son de 21 pulgadas de diámetro, en diseño de cinco brazos, montadas en neumáticos de medidas 255/40.

El interior ofrece espacio para cuatro personas, los asientos deportivos cuentan con reposacabezas integrados, mientras que en los delanteros, las partes laterales presentan contornos aún más pronunciados. La parte superior del tablero de instrumentos se ha diseñado en forma de ala, como en el nuevo Audi TT, soportada por una estructura visible de aluminio que aloja los difusores de aire redondos inspirados en los motores de un avión a reacción e incorporan los mandos del climatizador. En el diseño de la consola central y de las puertas hay elementos del TT y de los modelos Q, como el refuerzo del túnel o prácticos portabebidas delante del cambio. El manejo de muchos elementos y sistemas se lleva a cabo a través del volante multifuncional o del terminal MMI situado en la consola del túnel central. La estructura del menú se basa en la de un smartphone moviendo los dedos sobre el panel táctil, pudiendo hacer zoom o navegar por listas y mapas.

El cuadro de instrumentos es el «Audi virtual cockpit«, con un pantalla TFT de 12,3 pulgadas que representa gráficos en 3D, configurable a gusto del conductor con solo pulsar un botón. En la vista clásica, muestra el powermeter del sistema de propulsión híbrido enchufable y el tacómetro. En el modo infotainment se presentan el mapa de navegación o las indicaciones del sistema de información de semáforos online y, también, muestra información detallada de la carga con la tecnología «Audi Wireless Charging».

La consola del túnel central se extiende hasta las plazas traseras e incorpora varios portabebidas y portaobjetos, uno de ellos está reservado para el «Audi phone box», en el que el teléfono móvil del conductor se conecta a la electrónica de a bordo y se carga en caso necesario mediante inducción.

El sistema de ventilación incorpora un ionizador que es una evolución del utilizado en el A6 y el A8. Equipado con filtros, no dejan pasar ni el polvo fino del aire, por lo que en un tiempo no muy lejano, será posible neutraliza alérgenos. Cuando el ionizador se conecta, proyecta una luz LED en el interior de los difusores de aire.

El Audi TT offroad concept cuenta con tres «Smart Displays«, unas tabletas que sirven como sistema de infotainment móvil y que pueden utilizarse tanto en el interior como en el exterior del vehículo. Permiten acceder a funciones como streaming de DVD o TV, el manejo de la radio o la planificación de la navegación. Pulsando el botón «more» del menú de inicio se accede a Internet a través de «Audi connect» con velocidad LTE. Los pasajeros de las plazas traseras pueden colocar la tableta en soportes especiales situados en los respaldos de los asientos delanteros, las tres tabletas pueden conectarse simultáneamente y se pueden guardar en  unas ranuras situadas entre los asientos, donde también se cargan.

En cada uno de los reposacabezas de los asientos individuales se han integrado dos altavoces del sistema de sonido «Bang & Olufsen Advanced Sound», que proporcionan un sonido Surround en todo el habitáculo. A través de los altavoces de los reposacabezas se reproducen también los mensajes de voz y la telefonía.

En el maletero hay una caja de diseño que guarda una réplica teledirigida del vehículo a escala de 1:8, con espacio para la batería y las herramientas. Los respaldos de los asientos traseros individuales pueden abatirse eléctricamente dejando un piso casi plano.

El interior está acabado con tonos claros y oscuros de color gris. La corona del volante, la zona superior del tablero de instrumentos y las zonas exteriores de los revestimientos de las puertas se emplea cuero napa fina color gris granito. El revestimiento interior del techo, los embellecedores de los montantes, los paneles de las puertas y el túnel central se han tapizado con Alcantara a juego. Los reposabrazos de las puertas, consola del túnel central y los asientos se han tapizado con cuero muy suave de color gris roca Poltrona Frau con costuras en guateado de rombos.

El sistema de propulsión híbrido enchufable rinde una potencia máxima de 408 CV y 650 Nm de par motor, acelerando en 5,2 segundos hasta los 100 km/h y alcanzando una velocidad máxima, limitada electrónicamente, de 250 km/h. Su consumo medio es de sólo 1,9 l/100 km y unas emisiones de CO2 de 45 gr/km. Puede recorrer más de 50 kilómetros en modo eléctrico, y su autonomía máxima es de 880 kilómetros.

Combina un motor de combustión TFSI de 292 CV de potencia máxima y 380 Nm de par motor. El motor cuenta con turbocompresor e inyección indirecta en las cargas a medio régimen, sumándose a la inyección directa de gasolina que reduce el consumo. Está montado transversalmente y tiene acoplado un motor eléctrico a través de un embrague, en forma de disco y está integrado en el cambio e-S tronic de seis velocidades, rindiendo hasta 40 kW de potencia y 220 Nm de par motor, transfiriendo su fuerza a las ruedas delanteras, además de poder hacer las funciones del alternador. En el eje trasero, se aloja un segundo motor eléctrico, que ofrece una potencia máxima de 85 kW y 270 Nm de par.

Delante del eje trasero se monta la batería de iones de litio refrigerada por líquido, compuesta por ocho módulos, por lo que el reparto del peso entre los ejes delantero y trasero es del 54% / 46%, a la vez que rebaja el centro de gravedad. La batería tiene una capacidad de acumulación de hasta 12 kWh y, para la carga estacionaria, se emplea el módulo de pared o «wallbox», compatible con distintos voltajes y tomas de corriente.

Como alternativa, también cuenta con tecnología «Audi Wireless Charging», que permite la carga sin contacto mediante inducción, mediante una placa con una bobina y un transformador, que se coloca en la plaza de aparcamiento y se conecta a la red eléctrica. Cuando el vehículo se encuentra sobre la placa, comienza automáticamente la carga al generarse un campo magnético alterno e inducir una tensión alterna a la bobina secundaria, que está montada en el piso del vehículo, con una potencia de 3,3 kW. La corriente se rectifica y se alimenta a la red de a bordo.

El concepto inteligente de híbrido enchufable cuenta con el sistema de gestión «Audi drive select», con tres modos de conducción. El modo «EV» da prioridad a la conducción en modo eléctrico, de forma que la unidad de propulsión delantera permanece inactiva, siendo el motor eléctrico del eje trasero el que acelera hasta la velocidad punta de 130 km/h. En el modo «hybrid», los tres motores funcionan de diferente forma en función de las necesidades; En el modo deportivo, el conductor dispone de toda la potencia del sistema, gracias a la función «boost».

Si el conductor levanta el pie del acelerador, se activa la función de conducción «a vela». Con las funciones «Hold» y «Charge» del sistema MMI se puede influir de forma selectiva en el estado de carga de la batería, a fin de acumular energía eléctrica.

El Audi TT offroad concept utiliza como base la plataforma modular transversal (MQB). La carrocería se ha construido con la técnica ASF (Audi Space Frame), en un híbrido de acero y de aluminio. Mide 4,39 m de largo, 1,85 m de ancho y 1,53 m de alto, con una distancia entre ejes de 2,63 metros, unas cotas muy similares a las del Audi Q3El eje delantero es de tipo McPherson y el trasero de cuatro brazos. La dirección progresiva modifica su relación de transmisión en función del ángulo de giro y con el sistema «Audi drive select», el conductor puede cambiar en varios niveles el modo de funcionamiento de distintos sistemas del vehículo.

El Audi TT offroad concept introduce dos nuevos sistemas de asistencia al conductor, que se encuentran en fase de ser aprobados para la fabricación en serie: el asistente para cruces y la información de semáforos online. El primero pretende evitar, o reducir consecuencias, de las colisiones laterales en intersecciones y cruces, gracias a sensores de radar y una cámara de vídeo con gran angular que registran las zonas situadas delante y en los laterales del vehículo y lanzando una advertencia por fases en el «Audi virtual cockpit«.

El segundo asistente a la conducción utiliza la red de telefonía móvil para conectarse a la red central de regulación del tráfico, que controla los semáforos de la ciudad. Según la información recibida, el «Audi virtual cockpit» muestra la velocidad que debería mantenerse para llegar al siguiente semáforo cuando éste esté en verde y, mientras se espera a que un semáforo se ponga en verde, en la pantalla se indica el tiempo restante de espera.

[flickr-gallery mode=»photoset» photoset=72157644146139565]

Nuestros videos

Audi TT offroad concept

Categoría: 4x4Híbrido Plug-inPortadaSegmentoSUV
0

Únete a la discusión

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.