Evolución de una misma filosofía.

Ya se encuentran a la venta en los concesionarios de la marca, con tres propulsores completamente nuevos de tres cilindros y tecnología TwinPower Turbo.

La nueva generación de su primer modelo se desveló el pasado mes de noviembre, en la fábrica de Oxford, coincidiendo con el 107 cumpleaños de Sir Alec Issigonis. Los nuevos MINI y MINI Cooper S ya están a la venta, desde 16.550 euros.

La carrocería del nuevo MINI tiene una longitud de 3.821 mm en el MINI normal y de 3.850 mm en el MINI Cooper S. En ambas versiones, su ancho es de 1.727 mm y su altura de 1.414 mm, por lo que el nuevo modelo es 98 mm más largo, 44 mm más ancho y 7 mm más alto. La distancia entre ejes aumentó 28 mm y es ahora de 2.495 mm. La vía delantera es ahora 42 mm mayor y 34 mm mayor detrás, siendo ahora en ambos casos de 1.501 mm (MINI Cooper S: 1.485 mm). Las nuevas dimensiones influyen positivamente a los ocupantes de los asientos y aumenta el volumen del maletero. El margen de regulación más amplio de los asientos delanteros, las banquetas 23 mm más largas y el mayor espacio a la altura de los hombros se suman a un mayor espacio a la altura de las piernas y a un acceso más confortable a los asientos posteriores. El maletero tiene ahora un volumen de 211 litros, lo que significa que es 51 litros mayor.

La imagen del nuevo Mini ha sido modernizada sin ser una ruptura total con el modelo anterior. Pero es un modelo prácticamente nuevo. Cuenta con un nuevo perfil hexagonal en la parrilla, las molduras de los intermitentes laterales “Side Scuttle”, los faros redondos, los pilotos traseros en posición horizontal y el marco circundante de color negro en la parte inferior de la carrocería.

El MINI Cooper S tiene una imagen más deportiva gracias al diseño alveolar de su parrilla, a la entrada de aire adicional en el capó, a las entradas que dirigen el flujo de aire hacia los frenos, integradas en las entradas de aire inferiores del faldón delantero, así como al diseño propio del faldón posterior, con salida central para los tubos terminales del sistema de escape. Además de los “Side Scuttle”, ahora también la parrilla de esta variante incluye la letra “S” con marco cromado, a modo de logotipo que identifica a esta versión.

Tanto los clásicos faros redondos enmarcados con anillos cromados, como también los faros adicionales incorporados en el faldón delantero, han sido remodelados en el nuevo MINI. Las fuentes de luz de los faros están más definidos. Las luces intermitentes tienen una forma arqueada y están incorporadas en la parte inferior de los anillos luminosos. La versión de serie de la luz diurna y las luces de posición están a cargo de los faros adicionales. En ese lugar también se montan los faros antiniebla opcionales.

El nuevo MINI es el primer coche de su segmento que puede equiparse opcionalmente con faros de diodos luminosos para todas las funciones. Los diodos luminosos se encargan de las funciones de luz de cruce y carretera. Opcionalmente también se puede adquirir una luz con haz autoadaptable. Dependiendo de la situación dinámica del coche y del trazado de la calzada, esta luz consigue iluminar la calle o carretera, incluyendo sus costados. Este sistema incluye, a su vez, la función que dirige el haz de luz al doblar en esquinas. También los faros antiniebla opcionales pueden ser halógenos o de diodos luminosos. Si el coche está equipado con los faros de diodos luminosos, también las luces posteriores son de diodos luminosos.

En la fecha del lanzamiento al mercado del nuevo MINI, se ampliará la gama de colores exteriores que incluirá cinco nuevos colores. Si lo desea el cliente, el techo y las carcasas de los espejos retrovisores pueden ser de color blanco o negro sin coste adicional. Por primera vez también se ofrece para el nuevo MINI un portaequipajes. El cliente que desee personalizar más su automóvil puede optar por franjas blancas o negras sobre el capó y, además, puede elegir la línea cromada exterior.

El habitáculo del nuevo MINI cuenta con diversos elementos renovados, como las rejillas de salida de aire, los instrumentos y los revestimientos de las puertas, son elementos estilísticos clásicos reinterpretados. Entre las novedades más importantes cabe destacar el tablero de instrumentos montado sobre la barra de la dirección. Los instrumentos redondos superpuestos informan sobre la velocidad, las revoluciones del motor y el nivel de combustible en el depósito. En el centro de la escala del velocímetro se encuentran un display de color en el que aparecen las indicaciones del Check-Control, informaciones de estado del coche y avisos ópticos sobre los sistemas de asistencia al conductor que están activos.

La ranura para insertar la llave ya no es necesaria en el nuevo MINI. Basta que la llave se encuentre dentro del habitáculo para poder poner en marcha el motor y presionar el pulsador iluminado de color rojo que se encuentra en el centro de la consola central. Por encima de este pulsador se encuentran tres reguladores giratorios para controlar la calefacción y el climatizador. Los mandos para los faros y las luces antiniebla se encuentran ahora junto al volante. Las teclas para los elevalunas eléctricos se encuentran integradas en los revestimientos de las puertas.

La pantalla central, típica de MINI, incluye ahora más informaciones y funciones. Dependiendo del equipamiento, la parte central del instrumento está ocupada por un display TFT de cuatro líneas, o bien por una pantalla de color de hasta 8,8 pulgadas, en la que aparecen informaciones sobre el uso de diversas funciones del coche, entre ellas el climatizador, las funciones de información, entretenimiento y comunicación, mapas y planos del navegador, guiado de rutas y, además, representaciones gráficas específicas de MINI Connected Services. El nuevo mando de control se encuentra en la consola central, es mucho más grande y cuenta con botones de acceso dedicados a ciertas funciones más comunes. Es parte del equipamiento de la radio MINI Visual Boost o del sistema de navegación.

El sistema de indicación y control resulta más eficiente gracias a la iluminación exclusiva en la zona del instrumento central. Un anillo LED interactivo que se encuentra en el círculo exterior del instrumento central, se muestra hasta en seis colores diferentes, reaccionando a determinadas condiciones dinámicas del coche o a la activación de ciertas funciones, tal como lo defina el conductor.

Por ejemplo, los movimientos de las manecillas del velocímetro o del cuentarrevoluciones del tablero de instrumentos se copian por impulsos de luz en la periferia del instrumento central. Si está activado el sistema “Park Distance Control”, además de aparecer la imagen correspondiente en la pantalla, se indica la distancia restante hasta un obstáculo mediante un anillo luminoso que cambia de color de verde a amarillo y, finalmente, a rojo. Un cambio de la temperatura regulada en el habitáculo se confirma con diodos luminosos de color azul o rojo. El anillo luminoso también respalda las informaciones que el sistema de navegación ofrece sobre la ruta.

El respaldo posterior de las plazas traseras se divide en dos partes, es abatible en proporción de 60:40 y también admite regulación de su inclinación. Un espacio adicional se encuentra oculto detrás del listón embellecedor en el lado del acompañante. También  se incluye de serie un paquete de compartimentos que, entre otros, incluye un espacio debajo del piso del maletero, así como armellas de amarre adicionales, redes para sujetar objetos en el maletero, y bolsas en el dorso de los respaldos de los asientos delanteros.

El MINI Cooper S incluye de serie asientos deportivos que se ofrecen opcionalmente para todas las demás variantes. Gracias a la gran variedad de tapicerías, superficies interiores, líneas interiores y otros elementos de diseño, entre ellos la línea cromada interior para el habitáculo, el paquete de iluminación interior de LED, así como luz ambiental de color naranja, el cliente dispone de numerosas alternativas para personalizar su coche.

En el nuevo MINI es la primera vez que se ofrecen motores de tres y de cuatro cilindros con tecnología TwinPower Turbo y cumplen la norma de gases de escape EU6.

El nuevo MINI Cooper S tiene un motor de cuatro cilindros de 2.000 cc, que entrega una potencia máxima de 192 CV entre 4.700 y 6.000 rpm. Su par motor de 280 Nm está disponible a partir de 1.250 rpm. Con la función “overboost”, este valor puede aumentar durante unos breves instantes a 300 Nm. Acelera de 0 a 100 km/h en 6,8 segundos (con caja automática: 6,7 segundos). La velocidad punta es de 235 km/h (233 km/h). Según ciclo de ensayos CE, el consumo medio es de apenas 5,7 hasta 5,8 l/100 km (5,2 hasta 5,4 l/100 km), mientras que su valor de emisiones de CO2  es de 133 hasta 136 gr/km (122 hasta 125 gr/km).

El motor de gasolina de tres cilindros de 1.500 cc del nuevo MINI Cooper permite una conducción más deportiva que con su antecesor, ya que el propulsor es 14 CV más potente (136 CV) entre 4.500 y 6.000 vueltas, siendo su par máximo de 220 Nm (230 Nm con overboost), ahora disponible a partir de tan sólo 1.250 rpm. El nuevo MINI Cooper alcanza los 100 km/h en 7,9 segundos (con caja automática: 7,8 segundos). Su velocidad punta es de 210 km/h en ambos casos. A pesar de ello, apenas tiene un consumo medio entre 4,5 y 5,6 litros (4,7 hasta 4,8 l/100 km, mientras que su valor de emisiones de CO2  es de 105 hasta 107 gr/km (109 hasta 112 gr/km).

El nuevo MINI Cooper D es más potente y consume menos que su antecesor. Este modelo tiene un motor diésel de tres cilindros, que a 4.000 rpm entrega una potencia máxima de 116 CV. El par motor máximo es de 270 Nm está disponible a 1.750 rpm. En estas condiciones, este modelo es capaz de acelerar de 0 a 100 km/h en 9,2 segundos, tanto con la caja manual como con la automática. La velocidad punta es de 205 km/h (204 km/h con automática). Además, su consumo medio varía entre 3,5 y 3,6 l/100 km (3,7 hasta 3,8 l/100 km)  y el valor de emisiones de CO2 es desde 92 hasta 95 gr/km (98 – 99 gr/km).

El nuevo MINI incluye de serie una caja de cambios manual de seis marchas, que se diferencia de la anterior por su menor peso y mayor confort. El péndulo centrífugo del volante de dos masas logra compensar las vibraciones y, por lo tanto, reduce el nivel de ruidos y las vibraciones del conjunto. Además, un nuevo sensor de detección de las marchas puestas permite adaptar automáticamente las revoluciones para cambiar de marchas de manera especialmente deportiva al acelerar con fuerza o para bajar de marchas más cómodamente.

La caja de cambios automática de seis marchas puede montarse en cualquiera de los modelos del nuevo MINI. Esta caja se distingue por su mayor confort y por permitir cambiar de marchas más rápidos. Estas mejoras se lograron, entre otros, mediante una unidad de control electrónico de mayor rendimiento, una conexión más directa al motor y un sistema hidráulico optimizado. Además, el nuevo MINI incluye también la función Auto Start-Stop, que evita un consumo innecesario de combustible en ralentí cuando el coche está detenido en cruces o retenciones de tráfico. Opcionalmente puede adquirirse la caja automática deportiva de seis marchas, que logra efectuar los cambios más rápidamente y que incluye adicionalmente levas para el cambio de marchas manual en el volante.

En combinación con el Sistema de Navegación MINI, la unidad de control de la caja de cambios también puede tener en cuenta las características de la ruta al cambiar de marchas. Recurriendo a los datos del navegador, el sistema pone la marcha apropiada poco antes de cruces o curvas. De esta manera se evita, por ejemplo, que la caja suba innecesariamente de marcha entre dos curvas que se suceden en muy poca distancia.

Según modelo, se logran optimizar la aerodinámica mediante tapas de accionamiento automático para las entradas de aire, revestimiento casi completo de los bajos y elementos de guiado del flujo de aire en la zona superior de los montantes C. El coeficiente aerodinámico es de 0,28 en los MINI Cooper y MINI Cooper D.

Los “MINI Driving Modes” inciden en las líneas características del acelerador y de la dirección así como en la sonoridad del motor en el caso del MINI Cooper S. Además, suponiendo que el coche esté equipado con los sistemas correspondientes, regulan la iluminación ambiental e influyen en la característica del cambio de marchas de la caja de cambios automática y en el reglaje de la suspensión (DDC). El conductor puede elegir entre un reglaje acentuadamente deportivo, uno equilibrado y confortable, o también puede optar por un reglaje destinado a maximizar la eficiencia del coche.

Activando el modo “GREEN”, que favorece un estilo de conducción relajado y,  al mismo tiempo, de bajo consumo, también se reduce el consumo de  energía de diversas funciones eléctricas de confort, entre ellas, el climatizador y la calefacción de los espejos retrovisores exteriores. En ese caso, conduciendo a una velocidad entre 50 y 160 km/h, se desacopla el conjunto propulsor en el momento en que el conductor retira el pie del acelerador.

El nuevo MINI mantiene el sistema de eje delantero de articulación única y montantes telescópicos y eje posterior multibrazo, único en el segmento, aunque aplicando una amplia optimización de todos los componentes, tanto en lo que se refiere a los materiales, como a su geometría. La dirección asistida electromecánica también fue sometida a un minucioso trabajo de desarrollo. El sistema llamado “Torque Steer Compensation” evita giros no controlados del volante, provocados por diversos momentos de giro que se manifiestan en las ruedas motrices.

El sistema de regulación de la estabilidad DSC (Dynamic Stability Control) de serie incluye en el nuevo MINI el sistema antibloqueo ABS, la distribución electrónica de la fuerza de frenado EBD (Electronic Brakeforce Distribution), la función de regulación de los frenos en curva CBC (Cornering Brake Control), el asistente de frenado y el asistente de poner en marcha el coche, la función de secado de los frenos, la compensación de la merma del rendimiento de los frenos por “fading”, y el modo de control dinámico de la tracción DTC (Dynamic Traction Control), que admite un resbalamiento controlado de las ruedas motrices para poner el coche en marcha más fácilmente sobre arena o nieve.

Al desactivar el sistema de estabilización (modalidad DSC-Off), la función de bloqueo electrónico del diferencial del eje delantero se ocupa de frenar la rueda motriz que amenaza para no perder la capacidad de impulsión del coche, sin incidir negativamente en el comportamiento de la dirección. El nuevo MINI Cooper S cuenta además con el System Performance Control, un sistema que contrarresta la tendencia del coche a subvirar antes que llegue a una situación límite. La gama de equipos opcionales y de accesorios oficiales incluye llantas de aleación ligera, de hasta 18″.

El equipamiento de seguridad del nuevo MINI incluye airbags frontales y laterales, así como airbags laterales tipo cortina que protegen a las personas que ocupan los asientos delanteros y traseros. Todos los asientos cuentan con cinturones de seguridad de tres puntos de anclaje. Los delanteros tienen tensores y limitadores de fuerza. Los posteriores incluyen anclajes tipo ISOFIX para asientos de niños.

Adicionalmente, los elementos de absorción de impactos, los componentes de deformación programada y el capó de retracción parcial automática reducen el riesgo que corren los peatones de sufrir heridas graves. Cuando los sensores detectan un impacto que afecta a un peatón, se activa un mecanismo pirotécnico que provoca la elevación de la parte posterior del capó. De esa manera se obtiene un espacio de deformación adicional, por lo que disminuye el riesgo de sufrir daños físicos ocasionados por un impacto con las partes duras del motor.

Entre las novedades cabe resaltar, por ejemplo, la pantalla MINI Head-Up- Display, un display escamoteable que se encuentra entre la parte superior del tablero de instrumentos y el parabrisas, y en el que se muestran informaciones de relevancia para la conducción.

Entre las demás innovaciones incluidas en la oferta de sistemas de asistencia al conductor de un nuevo MINI, cabe recalcar adicionalmente la opción “Driving Assistant”. Esta función incluye la regulación automática de la velocidad y de las distancias mediante cámaras. El sistema es capaz de mantener una distancia constante hasta el coche que circula delante. En un segundo nivel de advertencia, se activa una alarma acústica para que reaccione el conductor. Si existe el peligro de atropellar a un peatón o, también, si se corre el riesgo de chocar contra el coche que circula delante en el tráfico urbano, se activan automáticamente los frenos.

El sistema “Driving Assistant” incluye, además, la función de detección de carteles de tráfico en general, entre ellos, los que indican límites de velocidad o prohibiciones de adelantar, así como el asistente de regulación de las luces altas, que considera la luminosidad del entorno y la presencia de coches que circulan delante o en sentido contrario.

Además, el nuevo MINI puede estar equipado con una cámara para conducir marcha atrás, montada debajo de la maneta para abrir la tapa del maletero, transmite la imagen de vídeo al monitor de a bordo que se encuentra en el instrumento central, ayudando así al efectuar maniobras al aparcar. Por su parte, el asistente para aparcar facilita la ejecución de las maniobras que deben realizarse para aparcar el coche en paralelo a la acera. El sistema detecta automáticamente un espacio apropiado junto a la acera. Al conducir marcha atrás para entrar en el espacio elegido para aparcar, el asistente se encarga de hacer los giros necesarios del volante. El conductor no tiene más que pisar el acelerador y el freno y poner la marcha correcta, y el nuevo MINI se encarga de todo lo demás para dejar el coche correctamente aparcado en paralelo a la acera.

Además del sistema de aire acondicionado, de serie en Cooper y Cooper D, o el climatizador automático bi-zona (de serie en el Cooper S), puede adquirirse, entre otros, el siguiente equipamiento: calefacción para los dos asientos delanteros, techo panorámico de cristal, kit de visibilidad con calefacción para el parabrisas, sensor de lluvia y control automático de la difusión del haz de luz, sistema de audio de alta fidelidad Harman Kardon, así como volante multifunción con control de crucero, de serie en el Cooper S).

Con la radio “MINI Visual Boost” y el navegador MINI pueden adquirirse, además, las opciones “MINI Connected” o “MINI Connected XL”. Con estas opciones es posible integrar plenamente un smartphone en el coche, lo que significa que se pueden utilizar numerosas funciones de entretenimiento, información y comunicación, además de otras funciones que acrecientan el placer de conducir, todas disponibles a través de Internet.

Estas funciones se activan mediante aplicaciones y la gama se amplía constantemente. “MINI Connected XL” incluye adicionalmente la función “Journey Mate” para funciones de navegación a través de la red, con información sobre el estado del tráfico RTTI en tiempo real (Real Time Traffic Information). En el futuro, las “MINI Connected App” y las “MINI Connected Ready Apps” de terceros estarán disponibles para iPhone y para Android.

La gama de “MINI Connected” disponible a través de aplicaciones para smartphones en el nuevo MINI abarca numerosas funciones relacionadas con el coche, entre ellas “Mission Control”, “Dynamic Music”, “Driving Excitement” y “MINIMALISM Analyser”, así como servicios a través de la red, tales como la función de estaciones de radio a través de Internet, utilización de las redes sociales como Facebook, Twitter, foursquare y Glympse, recepción de noticias RSS Newsfeed, así como una amplia oferta de entretenimiento de AUPEO!, Stitcher, Deezer, Audible, Napster/Rhapsody y TuneIn. Con el display que se encuentra en el tablero de instrumentos y con el botón de mando MINI Controller que está instalado en la consola central, es posible controlar todas las funciones al típico estilo de MINI, pero ahora de manera más cómoda, intuitiva y segura.

Los precios del nuevo MINI 2014 son los siguientes:

MINI ONE FIRST 16.550 euros.
MINI ONE 17.950 euros.

MINI Cooper 20.550 euros.
MINI Cooper S 25.950 euros.

MINI ONE D 19.550 euros.
MINI Cooper D 22.100 euros.
MINI Cooper SD 26.750 euros.

Galería MINI Cooper 2014

[flickr-gallery mode=”photoset” photoset=72157636462042944]

Galería MINI Cooper S 2014

[flickr-gallery mode=”photoset” photoset=72157637818297694]

Nuevos MINI Cooper y MINI Cooper S, desde 16.550 euros

Categoría: NovedadesSegmentoUtilitario
0

Únete a la discusión

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.