Completa la oferta diésel con unas emisiones de 114 g/km y un consumo reducido de 4,4 l/100 km.

Está disponible con cambio manual y DSG de 7 velocidades y un completo equipamiento, desde 16.650 euros.

La gama del SEAT Toledo completa su oferta de propulsores diésel con la llegada del motor 1.6 TDI CR de 90 CV, una mecánica altamente eficiente que ofrece, además de unos reducidos niveles de consumos y emisiones, un elevado nivel de confort y unas prestaciones destacables.

De esta forma, el motor 1.6 TDI CR de 90 CV se convierte en la motorización de entrada a la oferta diésel de la berlina compacta de la marca española. Se ofrece desde 16.650 euros.

El Toledo 1.6 TDI CR de 90 CV presenta unas emisiones de 114 gr/km y un consumo reducido de 4,4 litros a los 100 kilómetros, lo que supone que toda gama diésel del SEAT Toledo, con 90 CV y 105 CV, (ver prueba SEAT Toledo 1.6 TDI 105 CV Style) sitúa sus emisiones por debajo de los 120 gr/km de CO2, con lo que el comprador se ahorrará el impuesto de matriculación.

Asimismo, otra de las novedades es que el nuevo propulsor del Toledo estará disponible también con el cambio automático DSG de 7 velocidades, toda una garantía de confort y eficacia. Los cambios de marchas se ejecutan en pocas centésimas de segundo, prácticamente sin interrumpir el flujo de la fuerza, de modo tan fluido y dinámico que casi no se perciben. Sin duda, un elemento que hace aún más atractiva la oferta Diesel del modelo de SEAT.

También, a nivel de equipamiento hay que destacar que la gama del Toledo ha introducido novedades recientemente y, de esta forma, se incorporan de serie a partir del acabado Reference el limpialuneta trasero y los frenos de disco y, a partir del acabado Style (opcional en Reference) el mando de los elevalunas eléctricos traseros en la puerta del conductor.

Esta nueva versión ya está disponible en la red de concesionarios de la marca española junto a los acabados Emoción y Reference si hablamos del Toledo 1.6 TDI CR 90 CV manual de 5 velocidades, mientras que la versión con cambio DSG se ofrecerá junto a los acabados Reference y Style, con un completo equipamiento.

El TDI representa una de las tecnologías más exitosas del mundo en materia de aumento de la eficiencia. En este caso, se trata del motor 1.6 TDI CR de 90 CV, una mecánica de cuatro cilindros dinámica y eficiente, ya conocida en otros modelos SEAT, que permitirá al conductor del Toledo realizar sus trayectos con un mayor grado de confort a bordo.

Al igual que el resto de la gama diésel de la marca española, el propulsor 1.6 TDI incorpora el sistema “common rail” basado en un acumulador de alta presión para todos los inyectores de una misma fila de cilindros. En este sistema se encuentra separada la generación de la presión con respecto a la inyección del combustible. Así, una bomba de alta presión, instalada aparte, es la que genera la alta presión del combustible que se necesita para la inyección, guardándose en un acumulador (rail) y poniéndose a disposición de los inyectores a través de tuberías de inyección cortas.

El sistema de inyección “common rail” es regulado por el sistema de gestión de motores Continental, en donde la presión de la inyección es casi libremente programable y puede adaptarse a cada condición operativa del motor. Este sistema de gestión permite una alta presión del combustible de hasta 1.800 bares -posibilitando una formación adecuada de la mezcla-, así como un desarrollo adaptable del ciclo de la inyección con varias pre- y post-inyecciones.

Al igual que en la versión de gasolina 1.4 TSI de 122 CV del Toledo, la transmisión DSG de siete velocidades consigue unos altos niveles de eficiencia y una magnífica comodidad de uso. Así, son destacables los reducidos consumos que se obtienen con este sistema, ya que la séptima marcha es ideal para viajes de largo recorrido.

Diseñada para soportar un par máximo de hasta 250 Nm, la caja de cambios DSG de siete velocidades cuenta con dos ejes de entrada y dos de salida para las marchas de avance. Las marchas impares (1ª, 3ª, 5ª y 7ª) se sitúan en dos ejes (uno de entrada y uno de salida), mientras que las pares (2ª, 4ª y 6ª) están ubicadas en otro par de ejes. En cuanto a la marcha atrás, tiene el eje de las marchas pares de entrada y un eje independiente de salida.

Asimismo, la caja de cambios DSG de siete velocidades es muy pequeña y ligera. También es muy rápida ya que es posible que dos marchas se encuentren engranadas al mismo tiempo, dado que los pares de ejes cuentan con su propio embrague al ser independientes. El accionamiento del cambio en este caso se realiza al abrir uno de los dos embragues y cerrar el otro, teniendo en cuenta la velocidad del vehículo o la posición concreta del acelerador.

La caja de cambios automática DSG de 7 velocidades se diferencia de la transmisión de 6 velocidades principalmente por su doble embrague, que no está bañado en aceite sino que trabaja en seco. Puesto que no necesita aceite para refrigerar sus discos, puede prescindir de elementos como el filtro de aspiración o el refrigerador de aceite. De esta forma, el único aceite que requiere es el que sirve para lubricar y refrigerar el dentado de los engranajes y cojinetes, reduciendo así el gasto de aceite a tan solo 1,7 litros.

Como se mencionaba anteriormente, el motor 1.6 TDI CR de 90 CV destaca por sus reducidos niveles de consumos y emisiones así como por ofrecer unas destacadas prestaciones en cualquier situación.

Con la caja de cambios manual de cinco velocidades, presenta un par motor de 230 Nm entre 1.500 y 2.500 rpm y una velocidad máxima de 184 km/h, acelerando de 0 a 100 km/h en 12 segundos y recorriendo los primeros 1000 metros en 33,7 segundos.

Por su parte, la versión con el cambio automático DSG de 7 velocidades presenta los mismos valores de par motor (230 Nm entre 1.500 y 2.500 rpm) y velocidad máxima (184 km/h), consiguiendo una aceleración de 0 a 100 km/h en 12,2 segundos y recorriendo los primeros 1000 metros en 33,9 segundos.

Si hablamos de los consumos, en la versión manual el consumo en ciclo urbano se sitúa en 5,6 l/100 km, el extraurbano en 3,7 l/100 km y el ponderado en 4,4 l/100 km. En cuanto al nivel de emisiones es de tan sólo 114 g/km. El Toledo 1.6 TDI CR de 90 CV con el cambio DSG también presenta unas cifras muy interesantes, con un consumo en ciclo urbano de 5,6 l/100 km y en ciclo extraurbano de 3,9 l/100 km, situando el dato en ciclo mixto en tan sólo 4,5 l/100 km. Por su parte, las emisiones de la berlina compacta de la marca española con la caja de cambios automática se sitúan en 118 gr/km.

Los precios de la nueva versión diésel son los siguientes:

SEAT Toledo 1.6 TDI CR 90 CV EMOCION 16.650 euros.
SEAT Toledo 1.6 TDI CR 90 CV REFERENCE 19.250 euros.
SEAT Toledo 1.6 TDI CR 90 CV DSG REFERENCE 20.900 euros.
SEAT Toledo 1.6 TDI CR 90 CV DSG STYLE 22.850 euros.
SEAT Toledo 1.6 TDI CR 105 CV REFERENCE 19.650 euros.
SEAT Toledo 1.6 TDI CR 105 CV REFERENCE ECOMOTIVE 20.100 euros.
SEAT Toledo 1.6 TDI CR 105 CV STYLE 21.600 euros.
SEAT Toledo 1.6 TDI CR 105 CV STYLE ECOMOTIVE 22.000 euros.

[flickr-gallery mode=»photoset» photoset=72157635957590044]

Nuestros videos

El SEAT Toledo, ahora con el 1.6 TDI CR de 90 CV

Categoría: Berlina mediaNovedadesPortadaSegmento
0

Únete a la discusión

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.