La berlina deportiva más avanzada de Mercedes-Benz.

Mercedes-Benz desvela el Clase S 63 AMG, que será novedad en el Salón de Frankfurt del próximo mes de septiembre y estará a la venta el mismo mes.

El nuevo Mercedes-Benz S 63 AMG debuta en el Salón de Frankfurt. A la venta inmediatamente después, se ofrece con una versión de distancia entre ejes corta por 176.550 euros y en versión alargada y con tracción total 4MATIC, desde 184.500 euros.

Para el último modelo de AMG, la división de deportivos de la marca alemana ha utilizado la filosofía AMG Lightweight Performance gracias a la cual han conseguido disminuir el peso del Clase S 63 AMG en algo más de 100 kg respecto a su antecesor. Este ahorro de peso ha sido logrado gracias a la utilización del aluminio en toda la carrocería. También han utilizado otros materiales, como la fibra de carbono, en el espacio reservado para la rueda de repuesto y a una batería más pequeña y ligera de ion-litio con la que se reduce el peso en 20 kg.

Pese a que la reducción de peso era importante, en Mercedes-AMG han pensado más en el rendimiento del motor. La gran berlina de Mercedes-Benz utiliza en su versión AMG el motor V8 de 5.5 litros biturbo que ya hemos visto en otros modelos de la gama. Al Clase S llega con una potencia de 585 CV a 5.500 rpm y un par motor de 900 Nm entre 2.250 y 3.750 rpm. Aunque el coche pesa casi 2 toneladas, este motor hace que la velocidad máxima esté limitada electrónicamente a 250 km/h y tenga una aceleración de 0 a 100 km/h en 4,4 segundos con tracción trasera y en 4 segundos con tracción total 4MATIC.

El motor V8 pertenece a la gama BlueDIRECT por lo que además de prestacional es eficiente. El propulsor tiene un consumo medio homologado de 10,1 litros que se debe a la inyección directa, al sistema de sobrealimentación compuesto por dos turbos, a las 4 válvulas por cilindro y al sistema Start/Stop.

Mercedes-Benz Clase S 63 AMG

Para maximizar la sensación de deportividad que ofrece el motor, en AMG han instalado un sistema de escape con mariposas que modifica su sonido en función del tipo de conducción. Si la transmisión está en modo C (Controlled Efficiency) las mariposas quedan cerradas minimizando el sonido. Por el contrario si la transmisión está en los modos S (Sport) o M (Manual) las mariposas se abren dejando pasar el bronco sonido del motor V8.

Pero tal vez haya un elemento más importante que el sistema de escape, y es la transmisión. El Mercedes-Benz Clase S 63 AMG equipa la caja de cambios AMG SPEEDSHIFT MCT 7 de doble embrague y 7 relaciones. Esta caja de cambios ofrece tres modos de funcionamiento ya citados anteriormente. El Modo C (Controlled Efficiency) activa el sistema Start/Stop y ofrece una entrega de potencia menos agresiva y una conducción más confortable. Por el contrario están los modos M (Manual) y S (Sport) que configuran el vehículo para una conducción más deportiva y desactivan el sistema Start/Stop.

Una de las novedades del Mercedes-Benz Clase S 63 AMG es la posibilidad de equipar la tracción total 4MATIC. Esta tracción garantiza un mejor control del coche y un mayor dinamismo con un reparto de la potencia del 33% hacia el eje delantero y del 67% hacia el trasero. Este sistema 4MATIC garantiza una óptima tracción gracias a un embrague multidisco que hace un efecto de bloqueo de 50 Nm que hace que las 4 ruedas giren con firmeza en cualquier condición pero, especialmente, sobre hielo o nieve.

Si hay dos tipos de tracción debe haber dos tipos de suspensión. En el nuevo Mercedes-Benz Clase S 63 AMG se puede equipar la suspensión AIRMATIC o la MAGIC BODY CONTROL.

La suspensión AIRMATIC, de serie en los modelos con tracción 4MATIC,  viene acompañada de un sistema de amortiguación adaptativo «ADS Plus» que, de forma automática, regula la amortiguación del vehículo indicando diferentes parámetros para la fase de compresión y para la de extensión. Además se puede elegir entre dos modos de suspensión, «Comfort» y «Sport».

Por otro lado, los Clase S 63 AMG que tengan tracción trasera dispondrán de la tracción MAGIC BODY CONTROL. La principal característica de esta suspensión es el reconocimiento de las ondulaciones del firme gracias a una escáner. Este reconocimiento hace que la suspensión pueda adaptarse constantemente al estado de la carretera de modo que ofrezca la mejor amortiguación en cada modo ya que, al igual que en la suspensión AIRMATIC, en esta también se puede escoger entre los modos «Comfort» y «Sport».

Otra de las novedades de este Clase S 63 AMG es el sistema de frenado. Por primera vez AMG ofrece la posibilidad de equipar discos de freno carbonocerámicos, lo que garantiza un 20% menos de peso respecto a unos discos tradicionales de acero y un mayor rendimiento. Los discos tienen un diámetro de 420 mm y se distinguen de los discos normales por la inscripción «AMG Carbon Ceramic» que se coloca en las pinzas de freno.

Aunque en este tipo de vehículos lo prestacional es su característica, tienen que seguir cautivando por su diseño exterior que, a fin de cuentas, es lo que el usuario ve primero. En Mercedes-AMG han respetado las líneas originales del Clase S pero aportando su característico toque deportivo que lo han conseguido con unos parachoques exclusivos, unos pasos de rueda más anchos, las cuatro colas de escape y unas llantas de 20 pulgadas multirradio.

Mercedes-Benz Clase S 63 AMG

Como en el exterior, en el interior han querido conjugar la elegancia del Clase S con la deportividad de AMG. Con los nuevos asientos eléctricos y con memoria proporcionan una mayor sujección lateral para el conductor y el acompañante. También han modificado ligeramente el volante y han colocado detrás de él las levas con las que poder realizar una conducción más agresiva.

La instrumentación, formada por una pantalla TFT de 10 pulgadas también ha recibido el toque AMG con los colores rojo y plata así como con el anagrama AMG en un velocímetro que llega hasta los 330 km/h y la inscripción «V8 Biturbo» en el cuentarevoluciones.

El Mercedes-Benz Clase S 63 AMG será presentado en el Salón de Frankfurt, el próximo mes de septiembre, mismo mes en el que saldrá al mercado con carrocería normal y con carrocería de batalla larga.

[flickr-gallery mode=»photoset» photoset=72157634672504497]

Nuevo Mercedes-Benz S 63 AMG

Categoría: Berlina LujoDeportivoNovedadesPortadaSegmento
0

Únete a la discusión

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.