Aunque ya se admiten pedidos, las primeras unidades llegarán en abril.

Mercedes-Benz ML 63 AMG

Presentado en el Salón de Los Ángeles, la versión más deportiva de la tercera generación del SUV alemán llegará a los concesionarios en abril con un precio base de 127.375 euros.

El Mercedes-Benz ML 63 AMG es la tercera generación del SUV de altas prestaciones de Mercedes-Benz, una saga iniciada el pasado año 1999 con el ML 55 AMG y continuada con la anterior generación del ML 63 AMG sobre el modelo W164.

El nuevo Mercedes-Benz ML63 AMG estará a la venta en abril, con un precio de, aproximadamente, 127.375 euros, a los que habrá que sumar el precio del paquete AMG Performance, de 7.021 euros, que es opcional.

AMG, la división de modelos de altas prestaciones de Mercedes-Benz, es el fundador de los SUV de alto rendimiento. Todo comenzó en 1999 con el ML 55 AMG, que ofrecía una potencia máxima de 347 CV, una cifra obtenida de un propulsor V8 con 5,5 litros de cilindrada. Entonces, se consideró un hito, pues jamás se había alcanzado un rendimiento tan alto, que ofrecía unas prestaciones impresionantes en el segmento: aceleraba, de cero a 100 km/h en sólo 6,8 segundos y alcanzaba una velocidad máxima de 235 km/h.

Posteriormente, en el Salón de Frankfurt 2005, se presentaba la segunda generación, ya con el mismo bloque V8 pero con el cubicaje incrementado hasta 6,3 litros, desarrollando una potencia máxima de 510 CV y 630 Nm de par motor. Nuevamente, Mercedes-Benz y AMG se convierten en punto de referencia en su segmento, ya que el ML63 AMG aceleraba, de 0 a 100 km/h, en 5,0 segundos y alcanzaba una velocidad máxima de 250 km/h (limitada electrónicamente).

Desde 2006 hasta 2011, se han vendido más de 13.000 unidades, lo que supone un récord en un nicho de mercado tan exclusivo.

El nuevo ML 63 AMG cuenta con un frontal único donde nos encontramos con un parachoques que reduce la altura con el suelo respecto al resto de la gama ML. En él, hay tres grandes tomas de aire que sirven para refrigerar el potente V8 que se encuentra en el vano motor. Sobre las entradas exteriores, AMG ha instalado luces diurnas con tecnología LED.

En el parachoques trasero vemos que siguen la tónica de las líneas rectas y, al igual que en el delantero, hay tres aberturas cubiertas por un malla negra. En la parte baja del parachoques se encuentran las dos parejas de escapes cromadas. Toda esta imagen exterior se ve reforzada con unas llantas de 5 radios y 20 pulgadas de diámetro con unos neumáticos 265/45 R 20, aunque como opción hay unas llantas de 21 pulgadas y neumáticos 295/35 R 21.

En el habitáculo del ML 63 AMG tenemos un nuevo volante, en diseño de cuatro radios, con la parte inferior del aro ligeramente achatada. Las levas integradas del cambio son de aluminio. El volante está forrado en cuero microperforado en las zonas de agarre. Inserciones en aluminio en el salpicadero que se combinan con molduras en Negro Piano decoran salpicadero y paneles de las puertas. Los asientos están tapizados, de serie, en cuero ARTIC, con costuras dobles y con las insignias de AMG grabadas en los respaldos de los asientos delanteros y traseros exteriores.

El equipamiento de serie incluye, también, umbrales de las puertas en acero inoxidable AMG, pedales deportivos en acero inoxidable cepillado con tacos de goma AMG, sistema de sonido Audio 20 CD radio con Bluetooth y conexión USB, sistema de vigilancia Presión de los neumáticos, techo eléctrico corredizo de cristal o calefacción en los asiento delanteros

Exclusivos accesorios opcionales están disponibles en el paquete AMG Performance Studio, con alfombrillas AMG, llantas de aleación AMG de 21“ en diseño de 5 radios, pintadas en color gris titanio y acabadas de alto brillo, con neumáticos 295/35R21, volante AMG forrado en piel de napa y el paquete de rendimiento AMG Performance que, además del incremento de potencia en 32 CV y 60 Nm más de par motor, incluye la tapa del motor en fibra de carbono y las pinzas de freno pintadas en rojo. Su precio es de 7.021 euros.

La gama designo permite que los clientes del nuevo ML 63 AMG impregnen con su estilo personal al nuevo modelo. El paquete exclusivo Designo incluye tapicería de cuero napa en los asientos deportivos AMG, tapizados con un patrón en forma de diamante y de colores marrón, porcelana o negro, alfombrillas velours y revestimiento del techo en color negro.

Otros elementos opcionales incluyen molduras Designo en Negro Piano lacado e inserciones de madera Designo, acabadas en Negro Piano brillante para el volante de cuero.

Otros opcionales disponibles en el nuevo Mercedes-Benz ML 63 AMG son acoplamiento de remolque con desbloqueo eléctrico, sistema de navegación vía satélite Becker MAP PILOT, portón trasero de accionamiento eléctrico EASY PACK, sistema de sonido envolvente Harman Kardon Logic 7, volante de cuero napa y madera, climatizador automático THERMOTRONIC, sistema de iluminación ILS ( Intelligent Light System), sistema multimedia COMAND Online, techo panorámico corredizo eléctrico, estribos exteriores con tacos de goma o sintonizador de TV.

Hasta nueve airbags se pueden activar en función del tipo de accidente y de la gravedad del mismo para reducir las cargas ejercidas sobre los ocupantes. Además, dispone de los últimos avances tecnológicos, vistos en los Clase E y Clase S, con el asistente de detección de somnolencia ASSIST, el sistema de seguridad PRE-SAFE, el sistema de alerta de pérdida de presión de los neumáticos, las luces de freno adaptativas y el programa electrónico de estabilidad ESP forman parte del equipamiento de serie, mientras que los sistemas activos de asistencia, como el cambio involuntario carril o el detector de vehículos en el ángulo muerto de los espejos retrovisores, son parte del equipamiento opcional.

El ML 63 AMG cuenta con el nuevo motor V8 de 5,5 litros de cubicaje sobre alimentado por dos turbos. Dicho motor desarrolla un potencia de 525 CV a 5.250 rpm y un par motor de 700 Nm, lo que hace que tenga una aceleración de 0 a 100 km/h en 4,8 segundos y una velocidad máxima limitada electrónicamente de 250 km/h, aunque AMG ofrece el paquete «AMG Performance Package», con el que el ML 63 AMG pasa a tener 557 CV a 5.750 rpm y 760 Nm de par motor, con una aceleración de 0 a 100 km/h en 4,7 segundos. La velocidad máxima se mantiene en 250 km/h.

Pese al aumento de la potencia respecto al anterior modelo, los consumos del ML63 AMG se han visto reducidos en un 33% gracias a la turboalimentación y a sistemas como el ECO Start/Stop así como la inyección directa. Lo que demuestra que se puede sacar el mayor rendimiento a un motor sin por ello tener que renunciar a la eficiencia. El consumo medio de combustible, con y sin paquete AMG Performance, es de 11,8 l/100 km y las emisiones de CO2 son de 276 gr/km.

El motor V8 biturbo se encuentra asociado a la caja de cambios AMG SPEEDSHIFT PLUS 7, una transmisión automática de doble embrague con 7 relaciones. La caja de cambios cuenta con 3 programas diferentes «C» (Controlled Efficiency), «Sport» y «Manual».

Aunque el nuevo ML 63 AMG es sólo 40 kg más liviano que su predecesor, aún cuenta con un gran peso pero, gracias a los 525 ó 557 CV de potencia del V8 biturbo y a la tracción total 4MATIC que realiza un reparto de potencia en los ejes delantero y trasero de 40:60 respectivamente, el ML cuenta con un dinamismo digno de un deportivo.

A esto hay que añadir la suspensión deportiva neumática AIRMATIC con control de nivel automático, amortiguación adaptativa ADS y, por primera vez, también con el sistema de barras estabilizadoras activas ACTIVE CURVE SYSTEM, que regula la suspensión del vehículo de manera independiente para proporcionar la mayor estabilidad en curvas así como en carreteras algo bacheadas. Todo este arsenal tecnológico forma parte del equipamiento de serie.

Al igual que en el anterior modelo, Mercedes-AMG utiliza una caja de transferencia, especialmente diseñada para el sistema de tracción total permanente 4MATIC, de forma que distribuye la potencia del motor en una proporción de 40: 60 al eje delantero y trasero, en función de la dinámica de conducción. Además, la amortiguación y suspensión son capaces de adaptarse instantáneamente a las condiciones de conducción ofreciendo un confort óptimo y máxima estabilidad. El conductor puede elegir, con sólo pulsar un botón, entre los tres modos de conducción «Comfort», «Sport» y «Manual».  Además, el control electrónico de tracción 4ETS proporciona un agarre óptimo en cualquier situación de conducción.

Los elementos elastocinemáticos del eje delantero, específico de AMG, junto con el más robusto diseño del eje trasero y de la barra estabilizadora, son responsables de la mejorada precisión de la dirección sensible a la velocidad de AMG y puesta a punto para ofrecer una conducción de alto rendimiento, ayudando a ahorrar combustible, ya que la función de asistencia sólo requiere de energía cuando el conductor mueve realmente el volante.

El sistema de frenado de alto rendimiento AMG dispone de discos de freno perforados y ventilados, son resistentes al calor y son de 390 x 36 mm delante y 345 x 26 mm detrás. Se han diseñado para ofrecer distancias de frenado más cortas.

[flickr-gallery mode=»photoset» photoset=72157628500671227]

Nuevo Mercedes-Benz ML 63 AMG: ya a la venta desde 127.375 euros

Categoría: 4x4NovedadesSegmentoSUV
0

Únete a la discusión

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.