En GM buscan la manera de hacer rentable la marca alemana.

Tras una millonaria inversión para renovar completamente la gama de Opel, GM admite que la estrategia seguida con la marca de Rüsselsheim ha sido un error.

El vicepresidente de GM, Steve Girsky, ha aceptado la actual estrategia para resurgir Opel como un fracaso ya que solo durante el tercer trimestre del presente año Opel ha registrado pérdidas valoradas en 300 millones de dólares lo que en cifras anuales supone unas pérdidas de 1,6 billones de $.

La intención de GM era hacer que GM registrara beneficios gracias a Opel, pero ante la imposibilidad de esto intentaron recuperar parte de lo invertido en Opel a través de Chevrolet, lo que tampoco dio resultados y es que Steve Girsky quería hacer de GM Europa una división de funcionamiento similar a Volkswagen.

Precisamente utilizan a esta marca como modelo de inspiración, ya que el grupo VAG consigue registrar grandes ventas en Europa con marcas como la propia Volkswagen, SEAT o Skoda. Marcas que a priori venden productos muy similares en un mismo mercado sin restarse ventas, al contrario que Chevrolet y Opel.

Debido a las pérdidas registradas principalmente por Opel GM cambiará la estrategia para GM Europa aunque el futuro de Opel dentro de la gran compañía norteamericana es muy incierto.

La estrategia de GM con Opel fracasa

Categoría: Actualidad
0

Únete a la discusión

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.