Termina su producción a la espera del nuevo modelo que debutará en Detroit.

La última unidad fabricada, en la factoría de Bremen, está destinada al mercado europeo.

La última unidad de la quinta generación del descapotable más lujoso de la gama de productos de Mercedes-Benz acaba de salir de la cadena de producción de Bremen.

Se trata de un SL350 con pintura metalizada, en Plata Iridium, destinada al mercado europeo pero que no será comercializada, sino que su destino es el museo de la marca alemana, uniéndose a cada una de las últimas unidades de cada generación. Además, la última unidad fabricada corresponde a la unidad número 169.434. En total, desde su introducción en 1989, se han comercializado más de 370.000 unidades.

Codificado internamente como R230, esta unidad es especial porque pone fin a la producción de esta quinta generación, que ha estado en el mercado desde el pasado 2001 y que será relevado a comienzos de 2012 con el R231. El R230 fuel el segundo modelo de Mercedes-Benz en introducir el techo duro escamoteable, denominado Vario Roof.

Durante 10 años, la quinta generación del descapotable de lujo ha sufrido dos restlyings alargando su ciclo de vida comercial, pasando por dos filosofías de diseño, desde los faros delanteros elípticos y parrilla de tres lamas hasta que en 2001 introdujo el patrón estilístico Arrow Design, con los faros extendiéndose por las aletas y sustituyendo la parrilla laminada por una calandra con barra horizontal que soporta el emblema de la marca, de grandes dimensiones.

Disponible sólo con versiones de gasolina, el aún actual SL ha visto pasar hasta cuatro versiones deportivas. La primera versión SL55 AMG ofrecía una potencia de 476 CV obtenidos de un propulsor V8 y que fue potenciado dos veces más, pasando por 500 CV y 517 CV. En 2008, aparece la última versión, el SL63 AMG, con un motor V8 de 6.2 litros y 523 CV de potencia máxima.

En ese mismo año, llega la versión más potente, el SL65 AMG Black Series, con un V12 de 670 CV y caja de cambios automática de cinco velocidades AMG Speedshift Plus y un chasis aligerado gracias a un uso masivo de fibra de carbono.

En sus diez años de vida, ha participado como safety-car en la competición máxima de la Fórmula 1, además de recibir numerosos premios, por su alta tecnología o su elegante y diseño del interior.

La sexta generación del SL tiene previsto hacer su debut mundial en el primer Salón del Automóvil de 2012, en Detroit.

La 5ª generación del Mercedes-Benz SL llega a su fin

Categoría: Actualidad
1

1 comment

Únete a la discusión

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.