Interior y vida a bordo

Con su diseño de la cabina centrado en el conductor, las líneas que van hacia delante con un impulso dinámico y detalles de acabado restringidos a solo algunas áreas, la cabina del nuevo BMW Z4 dibuja el placer de conducción no adulterado. Detalles galvanizados incrementan el sofisticado ambiente del roadster, mientras que la clara disposición de los controles enfoca la atención, aún más, en la experiencia de conducción. Tanto el conductor como el pasajero se acomodan en asientos deportivos específicos de este modelo y con reposacabezas integrales. El BMW Z4 está tapizado en cuero Vernasca de serie, mientras que el BMW Z4 M40i tiene un interior de cuero y Alcántara.

El cortavientos se ajusta entre las barras antivuelco fijas. El espacio de almacenamiento detrás de los asientos, los posavasos debajo de la cubierta del reposabrazos central (que se abre en dos secciones con una división longitudinal) y guanteras grandes en las puertas, suman aspectos prácticos al interior. La capacidad del maletero es de 281 litros, tanto con la capota abierta, como cerrada; un aumento de más del 50 por ciento en comparación al modelo anterior.

CONTACTO: BMW Z4 G29 2019. Tan deportivo como parece

Categoría: CabrioDeportivoPortadaPruebasSegmento
0

Únete a la discusión

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.