Interior y vida a bordo

La clave en el diseño del interior del nuevo Scenic era conservar la modularidad de la anterior generación y potenciar los puntos a mejorar. Renault tenía claro que el camino a seguir era el sistema One Touch Folding, que permite abatir de forma automática los respaldos de los asientos traseros. El maletero es otro de los puntos fuertes del nuevo Scénic que ha visto como aumenta hasta los 496 litros y que se complementa con los diversos espacios guardaobjetos que el coche tiene repartidos por el habitáculo y cuya capacidad conjunta es de 63 litros. También permite abatir con un solo toque sobre un botón los asientos traseros para conseguir un piso plano. Así, el nuevo Scenic es el único vehículo del segmento en el que esta función puede accionarse desde dos sitios distintos: desde el maletero o bien desde el sistema R-LINK 2.

También es el único vehículo del segmento que ofrece una consola central deslizante de gran volumen, 13 litros concretamente, superando en cuatro veces el volumen que propone el mejor de la competencia. En la parte delantera, la consola ofrece una guantera iluminada con cierre de cortina y con reposabrazos integrado. Incorpora dos tomas USB y una toma jack. En la parte posterior, la consola está equipada con una toma de 12 voltios, dos tomas USB solo para recarga, una toma jack y una guantera específica. En posición avanzada, la consola dispone de un espacio a disposición del conductor y del pasajero; en posición trasera máxima, sirve de separación entre los asientos traseros, pensado como un elemento práctico, sobre todo cuando tenemos niños.

Diseño

En marcha

Acabados y equipamiento

Conclusión

Galería

PRUEBA: Renault Scenic Energy dCi 130 CV. Más divertido y tecnológico

Categoría: CrossoverPortadaPruebasSegmento
0

Únete a la discusión

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.