Por primera vez en su historia, solo estará disponible en versión de 5 puertas y llegará en 2015.

La marca americana comienza los ensayos del nuevo Focus RS, un modelo que montará un motor EcoBoost Turbo completamente nuevo y con una potencia máxima de 350 CV, solo con tracción delantera y no llegará hasta 2015.

Está aprobado en el plan de nuevos productos de Ford y la marca trabaja con mulas de ensayos, como la de las imágenes, camufladas bajo la carrocería del Focus ST. La tercera generación del Focus RS llegará a los concesionarios europeos en 2015, dado que el fabricante ha decidido acortar el ciclo de vida del Focus para que ambos modelos coincidan en diseño.

El nuevo Ford Focus RS se ofrecerá únicamente con la variante de carrocería de cinco puertas y mantendrá la tracción delantera como su antecesor, no apostando por un sistema de tracción total, como cabría esperar y como sus rivales, por una cuestión de costes que redundan en el precio y de un mayor peso.

Bajo la carrocería de un Focus ST, el chasis esconde una nueva generación del diferencial autoblocante electrónico activo Quaife, para mejorar la gestión de la dirección sin dejar de ofrecer una buena tracción en aceleración de las ruedas delanteras, al igual que también sabemos que la suspensión delantera volverá a incorporar el RevoKnuckle, un sistema especialmente diseñado para la plataforma de tracción delantera de Ford usada en el Focus y Mondeo e instalado en la suspensión delantera de tipo McPherson para contrarrestar el par de la dirección. Comparado con la tracción total por los técnicos de Ford por su efectividad, el RevoKnuckle no está equipado en el actual Focus ST, ya que no es un modelo con el nivel de potencia que el RS.

Además, el motor que equipará es nuevo por completo e irá colocado en posición transversal. Se trata de un nuevo motor de cuatro cilindros EcoBoost con 2.3 litros de cilindrada cuya potencia será de entre 300 CV y 350 CV, que se está desarrollando en América del Norte y se estrenará en la nueva generación del Mustang. Como cualquier otro propulsor EcoBoost, contará con inyección directa y turbocompresor para aumentar la potencia al tiempo que optimizar el consumo de combustible.

Este nuevo motor será la única fuente de potencia que tendrá el Focus RS, ya que, en principio, este vehículo iba a ser desarrollado con un motor eléctrico en cada rueda trasera, lo que aumentaría la potencia y reduciría las emisiones. Pero su coste era demasiado alto y Ford decidió abandonar la idea.

Para incrementar el sonido del motor en el habitáculo, contará con el sistema Sound Symposer, que amplifica el sonido del motor en el habitáculo gracias a una mariposa que se abre en el colector de admisión para dejar pasar más sonido al interior del coche.

A la vista de las imágenes, la mula de ensayos presenta unos detalles muy distintivos que sugieren algo más especial que un «simple» Focus ST (ver prueba), especialmente en la parte delantera, probablemente para hacer espacio al nuevo motor y a un turbo de mayor tamaño.

En los próximos meses, comenzaremos a ver imágenes del prototipo de producción con un mayor camuflaje que el de esta mula de ensayos, posiblemente a partir del próximo año cuando Ford presente la actualizada gama Focus, también en desarrollo.

[flickr-gallery mode=»photoset» photoset=72157635164483276]

Ford continúa los ensayos del futuro Focus RS

Categoría: CompactoDeportivoFotos espíaPortadaSegmento
0

Únete a la discusión

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.